Share

El primer videojuego de la historia era lo más parecido a una máquina científica

El 25 de enero de 1947 se presentó la primera patente de un videojuego. Muy diferente a los que conocemos hoy en día.

Fue creado por Thomas T. Goldsmith Jr., profesor de física en la Universidad de Furman (EEUU), y Estle Ray Mann. Lo lanzaron en 1948.

–>

El portal thecartridge.net lo explica así: utilizaba circuitos analógicos, no digitales, para controlar el haz del tubo y la posición de un punto en la pantalla. Las superposiciones de pantalla fueron utilizadas para los objetivos ya que los gráficos no estaban disponibles en ese momento.

Este invento, por así decirlo, fue todo un logro para la ciencia.

Fueron necesarios los avances hechos por el matemático Alan Turing y el experto en computación Claude Shannon durante la II Guerra Mundial para descifrar mensajes en clave.

La publicación de este material fue muy importante para continuar con las investigaciones, sentar las bases de la industria y hasta de la inteligencia artificial.

Ahora bien, ciñéndonos a la definición formal de videojuego, que consiste en «cualquier dispositivo analógico o digital con un dispositivo de entrada y una señal de video como salida»…, podríamos decir que el primer videojuego de la historia fue “OXO”, creado por Alexander Shafto Douglas, en el 1952.

Shafto Douglas fue un profesor de informática en la Universidad de Cambridge. Estaba realizando su doctorado sobre la interacción entre humanos y máquinas, y necesitaba un proyecto como complemento a su tesis doctoral.

Debes leer: Esos videojuegos “inofensivos” quizás te hayan convertido en un adicto

En thecartridge explican que el profesor utilizó un teléfono de disco como dispositivo de entrada, un ordenador llamado EDSAC del tamaño de una habitación, y una pantalla capaz de mostrar una matriz de 35 puntos horizontales por 16 verticales.

Alex Guevara, programador, detalló que “cada una de las casillas del tablero correspondía a un número del teléfono de disco, del 1 al 9. Con el teléfono de disco, el jugador marcaba la casilla que deseaba jugar. El ordenador hacía sus cálculos, y mostraba su jugada en la primitiva pantalla. Una impresora se unía a la fiesta, mostrando información de la partida”.

De esta manera, Douglas pasó a la historia como uno de los pioneros en la industria de los videojuegos.

La próxima vez que agarres una PlayStation, ten un poco en cuenta al señor Douglas…

You may also like...